Personas Mayores en Internet: Claves para una Navegación Segura

0
3
older people on internet main picture

¿Sabías que la esperanza de vida en España alcanzó los 83,3 años en 2021? Esto significa que estamos viviendo más y más tiempo. Y gracias al desarrollo de las tecnologías de la información y las comunicaciones, llevamos vidas cada vez más conectadas. Esta sociedad se presenta con el reto de facilitar a las personas mayores una navegación segura por Internet.

La crisis sanitaria aceleró la conectividad, que dejó de ser una tendencia para convertirse en una realidad: el teletrabajo ya está consolidado, el comercio y el entretenimiento online, la telemedicina, la banca digital y la forma en que nos relacionamos con nuestros seres queridos, a distancia.

En 2021, como consecuencia del auge de las actividades remotas, España se convirtió en el país más atacado. Según los datos aportados en su último informe sobre amenazas informáticas, elaborado por la empresa de ciberseguridad ESET, España sufrió más de 51.000 millones de ataques al escritorio, mucho más que los ataques desatados sobre Francia (21.000 millones), Alemania (19.000 millones) y Polonia (18.000 millones). Malos datos impulsados ​​por el crecimiento del teletrabajo en todo el mundo.

Mayores en internet: mensajes y noticias

El 20% de la población española, unos nueve millones y medio de personas, son personas mayores. En el escenario actual, también ha crecido el número de personas mayores de 65 años que se han digitalizado. En su último informe sobre la brecha digital, la Unión Democrática de Pensionistas y Jubilados de España (Unión Democrática de Pensionistas y Jubilados de España), UDP, señala que el uso habitual de Internet por parte de este grupo de personas se ha incrementado en los últimos añosdel 32,7% en 2017 al 60% en 2021.

La Escala MayoresUDP apunta a el intercambio de “mensajes con familiares y amigos” a través de WhatsApp o SMS como principal uso de internet por parte de las personas mayores, con un 85,1%, seguido del 80,8% de las personas que utilizan internet para estar bien informados. Otras actividades comunes son las relacionadas a la banca y la sanidad, o a las compras online. Sin embargo, establece que entre las “personas mayores, menos educadas y menos ricas” las diversas actividades digitales disminuyen significativamente.

Personas mayores en peligro cibernético

Una de las quejas más comunes entre la población mayor es la falta de habilidades tecnológicas y la necesidad de asistencia presencial o ayuda con videoconferencias, compras en línea y banca. Y a pesar de todo, los mayores han tenido que aprender, en muchos casos, como han podido. Su falta de experiencia los ha convertido en un objetivo para los ciberdelincuentes.

Suplantación de identidad sigue siendo una de las estafas cibernéticas más comunes. Es la suplantación de identidad de entidades, como el banco, a través de correos electrónicos. Muchos de estos mensajes incluyen enlaces a sitios web fraudulentos o archivos adjuntos maliciosos que, cuando se descargan, instalarán software malicioso o malware, infectando así el dispositivo de la persona mayor.

Otra estafa digital común es smishing, un tipo de engaño a través de SMS, WhatsApp o mensajes de voz. En este caso, los ciberdelincuentes vuelven a hacerse pasar por empresas conocidas como empresas de paquetería, eléctricas o bancarias, u organismos oficiales, que infunden confianza. Tanto los mensajes de texto como los mensajes de voz están destinados a obtener información personal como contraseñas, números de teléfono, información bancaria, etc.

Por último, podemos destacar un tercer peligro al que suelen enfrentarse las personas mayores en Internet: las compras online. La creación de atractivas tiendas online falsas con productos falsos es la puerta de entrada para obtener el dinero de sus víctimas. Así, a través de grandes ofertas o copiando la imagen de marcas conocidas, los ciberdelincuentes también pueden apropiarse de información crucial de nuestros mayores: contraseñas, datos personales, etc.

Claves para una navegación segura por Internet para personas de 60 años o más

Para solucionar los problemas que tienen las personas mayores en internet, el Instituto Nacional de Ciberseguridad, INCIBE, dependiente del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital, ha impulsado una serie de conciencia de seguridad cibernética iniciativas para ayúdalos a disfrutar de Internet de forma segura. Esta organización tiene como objetivo mejorar las habilidades digitales de los usuarios mayores de 60 años y sus ciberayudantes o guías tecnológicos, con materiales formativos específicos que les permitan adquirir las nociones básicas necesarias para navegar por Internet con confianza y seguridad.

La Oficina de Seguridad en Internet, OSI, ha preparado una campaña denominada Experiencia Senior en la que nos recuerdan una serie de consejos que podemos transmitir a nuestros mayores para que ellos mismos aprendan a identificar los riesgos que existen en Internet. Para identificar riesgos como ofertas falsas y estafas, para identificar sitios web de compras confiables, para usar métodos de pago seguros.

Además de estos consejos, debemos además enseñar a las personas mayores que la mejor herramienta de ciberseguridad son ellos mismos. Por ejemplo, deberíamos hablar con ellos sobre la necesidad de mantener actualizados los sistemas operativos y el software antivirus de sus dispositivos, activar los sistemas de verificación en dos pasos siempre que sea posible, optar siempre por contraseñas seguras, no dar información personal sin confirmar quién eres. dárselo, y tenga cuidado con ciertos tipos de correos electrónicos en los que el remitente o el propósito del mensaje no están claros.

Si conocemos cómo navegan las personas mayores por Internet y el tipo de peligros a los que están expuestas, podemos ayudarles a navegar de forma más segura, a ser independientes en el entorno digital y a disfrutar envejecimiento saludable.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here